Liposucción Ultrasónica – Liposucción Láser

¿Qué es una liposucción?

Una liposucción es el nombre dado a la remoción quirúrgica de tejido graso localizado o excesivo. Existen tres tipos distintos de liposucción: el primero es el de la liposucción tradicional que simplemente succiona el exceso de grasa localizada; el segundo tipo es el de liposucción tumescente que requiere la infiltración de una solución salina (e incluso tal vez anestesia) antes de remover el exceso de grasa; el tercer tipo es la liposucción ultrasónica, que utiliza energía ultrasónica para licuar la grasa antes de succionarla.

Cualquiera de las técnicas puede ser utilizada para quitar el exceso de grasa de la papada, el cuello, los brazos, el área de pecho o busto (ginecomastia), la espalda, el abdomen, los muslos, los glúteos, las rodillas o los tobillos.

Dependiendo del caso, la liposucción puede realizarse en solitario o junto con otros procedimientos si la zona tratada lo requiero (lifting facial, reducción mamaria o dermolipectomía). La liposucción no es una técnica que trate la obesidad ni un sustituto de una dieta apropiada y ejercicio; así como tampoco es un tratamiento destinado a combatir la celulitis. De todas maneras, este procedimiento puede remodelar el contorno de su cuerpo en las áreas que estén desproporcionadas por un exceso de grasa localizada.

¿Soy un buen candidato?

Los mejores candidatos serán adultos que posean un peso relativamente estable, con piel firme y elástica y una buena tonicidad muscular. Además, es necesario que no sufran ninguna enfermedad que pudiera comprometer su salud o la cicatrización. Es preferible que sean no fumadores y que tengan una actitud positiva y comprometida con el tratamiento.

¿Existen otras opciones?

Las alternativas podrán manejarse dependiendo de la cantidad de grasa que se quiere remover y la zona propiamente dicha. Es posible someterse a una dermolipectomía, si existen excesos de piel. Si la cantidad de grasa es poca, se podrá recurrir a sesiones de mesoterapia con fosfatidilcolina.

¿En qué consiste la cirugía?

Una vez completadas las consultas con el Dr. Robles, durante las cuales evaluará su estado de salud y aprobado la realización del procedimiento, podrá ingresar al quirófano. Allí, el Dr. Robles marcará las áreas que modificará y trabajará. El siguiente paso será la toma de fotografías para poder comprobar los resultados de la cirugía. A continuación, los asistentes del doctor le suministrarán la anestesia y sedantes para poder dar paso a la cirugía.

La liposucción es una cirugía que incluye pequeñas incisiones (que luego serán ocultadas por los pliegues de la piel), se coloca una cánula en ellas y la grasa localizada se succiona y extrae del cuerpo. Usted podrá ver las mejoras en su cuerpo una vez que la hinchazón desaparezca y el líquido retenido drene.

Si usted mantiene una dieta balanceada y una rutina de ejercicios, podrá mantener ese peso permanentemente. De cualquier forma, debe tener en cuenta que los resultados se verán afectados si su peso se modifica notablemente.

¿Cómo es la recuperación de la cirugía?

Al concluir la cirugía, se colocarán bandas elásticas o de compresión en las zonas tratadas. Con éstas, se controlará la hinchazón y ayudarán a que su cuerpo adquiera la nueva forma. De ser necesario drenar fluidos excesivos, se le aplicarán drenajes temporales. Inicialmente, la recuperación incluirá hinchazón, entumecimiento, moretones y sensación de molestia que se controlará fácilmente con medicamentos que el Dr. Robles le prescribirá y compresas frías sobre las zonas tratadas.

El Dr. Robles le dará las instrucciones para que su post-operatorio sea lo más seguro y cómodo posible. El doctor le dará instrucciones respecto de las incisiones, medicaciones y otras cuestiones referentes a la operación. Es esencial que usted siga todas las instrucciones que le de el Dr. Robles. Su recuperación correcta y el rápido retorno a sus actividades habituales será lo más rápido posible siempre que siga esas instrucciones.

La cicatrización inicial durará entre 5 y 10 días, una vez completado ese período el Dr. Robles revisará si las suturas pueden ser removidas o no. Pasado ese tiempo, la cicatrización continuará por varias semanas mientras que la hinchazón desaparece. Con el tiempo las líneas de incisión se irán disipando con el tiempo. No es recomendable que falte a ninguno de los controles durante el post-quirúrgico.

¿Cuáles son los riesgos de la cirugía?

Los riesgos posibles de esta cirugía son incluyen asimetría en los contornos corporales, pérdida de piel, daño de nervios o piel, pigmentación irregular, infecciones, nódulos de grasa, coágulos de sangre, pérdida o acumulación excesiva de fluidos y posibles quemaduras (en el caso de técnicas ultrasónicas). Siempre existe un pequeño riesgo al utilizar anestesia.

¿Cuánto tiempo durarán los resultados?

Pasarán varios meses hasta que la hinchazón desaparezca. Al suceder esto, usted disfrutará de su nuevo corporal. Si usted mantiene una dieta balanceada y se ejercita regularmente, podrá mantener esta nueva figura.

¿Qué necesito para la cirugía?

Una vez que usted haya discutido todos los detalles de la cirugía con el Dr. Robles, él le entregará documentación relacionada con el procedimiento. Entre otros, la documentación incluirá un consentimiento informado de la cirugía, que deja constancia escrita de que usted ha sido informado y entendido el tipo de intervención al que se somete, así como también los riesgos y obligaciones que la misma acarrea. Además se le entregará una declaración jurada de sus antecedentes médicos. Usted deberá leer y completar ambos en el momento en que le son entregados, pero no los firmará hasta el día de la cirugía en Clínica Robles.

Para cuidar su salud y poder realizar la cirugía sin inconvenientes, el Dr. Robles indicará la realización de exámenes prequirúrgicos que incluyen análisis de sangre completos, electrocardiogramas y riesgo quirúrgico así como también ecografías de ser necesario.

Es extremadamente importante que usted cumpla con todas las instrucciones del Dr. Robles, así como también que tenga con usted cualquier medicamento u otro elemento que el doctor le haya indicado. La medicación variará de acuerdo al tipo de intervención o los antecedentes médicos que usted declare en las consultas previas, por lo que es muy importante que esa información sea fidedigna.